Archivo de la categoría: Mujer

Basta de acoso y maltrato a las trabajadoras

En las oficinas comerciales de Personal Telecom.

Si bien el desarrollo de la lucha por parte de las mujeres por acabar con la misoginia y la violencia es tratado en los medios de comunicación, ciertos aspectos de esa opresión son profundamente ignorados. Nos referimos a la misoginia en los lugares de trabajo.

En Telecom-Personal es habitual que supervisores y responsables presionen a las y los compañeros tras el velo de humoradas misóginas para dejar satisfecho al cliente, y así alcanzar métricas de “calidad” que la propia empresa no garantiza mediante el servicio; es toda una metáfora de lo que sucede en los lugares de trabajo. La justificación como si fuera un chiste, o pretendiendo complicidad entre iguales, quiere desconocer la relación de poder existente en medio.

La exigencia de tolerar la agresión y “satisfacer” al cliente, sin importar la integridad personal del trabajador, es exacerbada en el caso de las mujeres trabajadoras. Pero esto no surge del cliente, sino de la propia patronal que naturaliza el maltrato como parte de la relación laboral. El jocoso o jocosa de turno personifica este poder patronal.

Los trabajadores debemos tolerar muchas humillaciones. En el caso de las mujeres el maltrato es doble: como trabajadora y como mujer. La “convivencia” con los maltratos es un medio para reforzar el yugo sobre el trabajador, minando su capacidad de respuesta.

Muchas compañeras soportan estos comentarios mientras atraviesan violencia de género con perimetrales y exparejas haciéndose presentes en la puerta de las oficinas. Los ataques a nuestras compañeras significan el refuerzo de toda opresión que sucede en el lugar de trabajo. Que las trabajadoras no tomen licencias ante la violencia doméstica no tiene más explicación que la pérdida salarial que significa no realizar ventas.

La llamada “orientación al cliente” utiliza las calificaciones del cliente contra el trabajador, responsabilizándolo por el servicio deficiente o las ventas engañosas, que son responsabilidad empresarial. De esta manera, afectan nuestro salario por medio de ítems variables atados a objetivos por ventas, presentismos y calificaciones.

Plantarse frente a estos abusos por parte de supervisores y jefes es un condicionante para pedir traslados, favores, o en la distribución de categorías… que ejercen a dedo estos mismos “mandos medios”. La complicidad de supervisoras y jefas revela que la solidaridad o sororidad debe partir de iguales, entre compañeros.

Los sectores feministas o de género cooptados por la burocracia sindical encubren estas situaciones. Saben que cuando las trabajadoras se plantan ante el maltrato están cuestionando el monopolio del poder y control del lugar de trabajo por la patronal.

Defendemos el derecho de las y los trabajadores a reunirse y debatir sobre la situación específica de las mujeres. Las “charlas” deben convertirse en ámbitos de debate de las reivindicaciones particulares de las mujeres y la madre de todas las reivindicaciones para responder de conjunto compañeras y compañeros: un salario que permita sostener a la familia sin necesidad de presentismos, premios o comisiones. Con los niveles salariales actuales, ¿cómo puede una compañera alejarse de su pareja violenta, si no puede pagar un alquiler?

Todas estas denuncias surgen de las recorridas y las charlas con las y los compañeros de las comerciales, por eso, a partir de este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora, convoquémonos en una asamblea que discuta cómo poner límites a la violencia en el lugar de trabajo y cómo organizarnos para enfrentar el maltrato en casa.

Publicado en: https://politicaobrera.com/6576-basta-de-acoso-y-maltrato-a-las-trabajadoras

Contactanos por whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 0

8M: Por la unidad internacional de las trabajadoras. Abajo la guerra de la OTAN. fuera el FMI. Fuera Putin

Este 8 de marzo, Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras, tiene un dramático signo en común con los 8 de marzo de principios del siglo XX. Mujeres trabajadoras de todo el mundo nos movilizaremos sabiendo que corre sangre obrera en el centro de Europa: el ejército ruso avanza sobre Ucrania y la OTAN, el brazo armado del imperialismo, ha desplegado 40.000 soldados en Polonia, Rumania, los estados del Báltico y todos los países ex soviéticos que limitan con Rusia, colonizados hasta los tuétanos por el FMI. La injerencia de Estados Unidos y la Unión Europea ha convertido la invasión a Ucrania en una guerra mundial.

Aunque Ucrania parezca lejana, mucho nos une a las rusas y a las ucranianas. Argentina y Ucrania están entre los tres países que más deben al FMI y las consecuencias son las mismas: hambre, desocupación, miseria salarial, ataque a la jubilación, pérdida de conquistas.

En la Argentina, donde seis de cada diez chicos viven en la pobreza, el gobierno se apresta a firmar un acuerdo que incluye un ajustazo inocultable. En Rusia, el 36% de la población vive en lo que llaman “zona de riesgo del consumir”, más claro: no tienen lo indispensable. La miseria convirtió a Ucrania en el mayor criadero de bebés del planeta: las mujeres alquilan -“subrogan”- sus vientres para sobrevivir. Durante la pandemia, los recién nacidos quedaron almacenados en instituciones porque sus compradores no podían retirarlos.

Putin es deudor y cómplice de las políticas fondomonetaristas: en enero, cuando los kazajos se levantaron contra los monopolios energéticos después de un aumento brutal del precio del gas, cerró filas con el régimen de Tokayev. Lo mismo hizo Turquía, enlistada con la OTAN. A la hora de esquilmarnos, de llevarnos a la desesperación, los dos bandos se vuelven uno solo.

En la Argentina, la lucha contra la guerra es la lucha contra el acuerdo colonial con el FMI. Denunciemos que los pagos que nos hunden irán a nutrir los misiles de la OTAN. Entre las organizaciones de mujeres que están preparando el 8 de marzo reina el silencio respecto de la guerra. En el caso de las kirchneristas y albertistas, tratan de ocultar la vergonzosa sumisión de los Fernández al FMI y a la política bélica del imperialismo.

La miseria social es indisoluble de la violencia contra las mujeres. En Rusia son legales los castigos corporales del jefe de familia contra la mujer y los hijos, en Ucrania las mujeres son incubadoras humanas. Ambos países se caracterizan por la misoginia y la homofobia. En la Argentina gobiernan en alegre coyunda el feminismo institucional y sus “políticas de género” con los católicos ultra reaccionarios al estilo Manzur. Hay un femicidio diario, una campaña mediática contra las denuncias de abuso y violencia, y las patotas violan colectivamente a las muchachas a la luz del día.

Los misiles de la OTAN son la continuación armada de las políticas del FMI. El imperialismo busca completar la restauración capitalista de la ex URSS, apropiarse de los inmensos recursos naturales sin el obstáculo de la oligarquía mafiosa de Putin y sus socios. Sin prestar un gramo de apoyo al nacionalismo fascistizante que representa el gobierno ruso, la responsabilidad por la invasión militar es de la OTAN, que ha desplegado sus fuerzas desde el Atlántico Norte hasta Asia central y militarizado todos los estados que rodean a Rusia.

El sostén militar a Ucrania -con la mira puesta en la liquidación del régimen ruso- alcanzó en unos días montos siderales, capaces de sacar de la pobreza a medio planeta. Alemania, Francia, Bélgica, enviaron armas de destrucción masiva por valor de miles de millones de dólares. Las asfixiantes sanciones económicas contra Rusia y Bielorrusia hundirán en la desesperación a pueblos cuyos recursos gasíferos y petroleros son esquilmados por el imperialismo.

La rapiña imperialista por las riquezas de las repúblicas de la ex Unión Soviética se enmascara ahora en la defensa de la autonomía de Ucrania. Los verdugos de Irak y Afganistán, de Yemen y Palestina, de Serbia y Malvinas, se erigen en defensores de la autodeterminación nacional mientras se pasean por el mar de la China y amenazan con extender su tendal de muerte y destrucción mucho más allá del Este europeo. El progresismo centroizquierdista se embelesa con los recién estrenados valores democráticos de Estados Unidos y la Unión Europea.

En la memoria histórica del movimiento de mujeres refulge la lucha de las trabajadoras contra la primera guerra mundial.

En 1912, la guerra en los Balcanes anticipaba la posibilidad de una guerra mundial. Reunida en Basilea, la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas llamó a unirse contra la guerra. La alemana Clara Zetkin, fundadora del movimiento de mujeres socialistas, explicó la guerra como “la extensión de la matanza masiva que el capitalismo desata cada hora de cada día contra los proletarios. (…) La guerra es sólo la explotación masiva más alocada por medio del capitalismo”. Y subrayó que “la batalla contra la guerra, y la batalla por la libertad, no pueden librarse sin las mujeres”. Concluyó su discurso con un grito que taladró la conciencia de la época: “Kriegdem Krieg” (Guerra a la Guerra).

Dos años después, en abril de 1915, los peores vaticinios se habían cumplido y unas 30 delegadas socialistas se convocaron en Berna. Para entonces, miles de jóvenes morían en las trincheras de Europa: los partidos socialdemócratas habían traicionado el internacionalismo y avalado la masacre, votando el presupuesto de guerra de sus burguesías. La Conferencia de Berna publicó un Manifiesto dirigido “A las mujeres trabajadoras del mundo entero” donde dicen que “los trabajadores de todos los países son hermanos. Sólo el deseo unido de este pueblo puede ordenar que cese esta matanza. Sólo el socialismo significa la paz futura para la humanidad. Abajo el capitalismo, que sacrifica a cientos de personas en el altar de la riqueza y el poder de los propietarios. ¡Abajo la guerra! ¡Adelante! ¡Hacia el socialismo!” (https://www.marxists.org/espanol/tematica/mujer/la-internacional-de-mujeres-socialistas/3ra-conferencia-1915/1915-03-00-mujeresmundo-3conf-immss.pdf)

Hacemos nuestras las palabras de Zetkin, Luxemburgo, Krupskaya, Armand.

Todas las guerras imperialistas se proponen aumentar las ganancias del capital. Todas las guerras imperialistas tienen como enemigo principal a las y los trabajadores, no importa de qué nacionalidad sean ni dónde vivan. Unos pagarán con la vida, otros con el hambre. Los recursos que producen los pueblos serán orientados a su propia destrucción.

Unamos la lucha por nuestras reivindicaciones a la lucha contra la guerra imperialista. Hagamos como las obreras rusas, que luchando contra el hambre y la guerra derrocaron al zar y abrieron el camino a la Rusia Bolchevique.

AGRUPACIÓN CLASISTA
NARANJA TELECOMUNICACIONES
MAYORÍA

www.actnaranja.com.ar
Seguinos en Twitter : @actnaranja
Facebook: https://www.facebook.com/actnaranja
Instagram: https://www.instagram.com/naranja_telecomunicaciones/
whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 2

8 de marzo: ni una enfermera, ni una maestra ni una mujer menos

Este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora, cobra una relevancia inédita en Argentina y en el mundo.

La vida y la salud de la mujer trabajadora se encuentran en la mayor encrucijada de su historia, como lo está la humanidad toda.

El coronavirus se originó en una de las mayores violencias del capital –la que ejerce cotidianamente contra el medio natural y su precario equilibrio.

Pero ya desatada la pandemia, los Estados capitalistas –y sus “organismos internacionales”- han revelado una completa impotencia para derrotarla, y más todavía para preservar a la mayoría social que vive de su trabajo.

Mientras colocan todos sus recursos para rescatar a los capitalistas, los Estados y gobiernos hunden en el mayor desamparo a los explotados, y, naturalmente, a la mujer trabajadora.

El capital financiero cobra su tajada de intereses religiosamente, trátese de BlackRock o del FMI. Pero mientras tanto los sistemas de salud colapsan. Y con ellos, nuestras compañeras médicas y enfermeras, que dejan la vida bajo la picota del contagio, de las jornadas agobiantes y los salarios que no alcanzan.

A los capitalistas, el gobierno de los Fernández les paga parte de los sueldos junto con varios otros subsidios y hasta blanqueos impositivos.

Pero la mujer sin trabajo ya no tiene derecho ¡siquiera al mísero IFE de 10.000 pesos! Compañeras precarizadas deben dejar a sus hijos solos para pelear una changa y sobrevivir. Cuando sobreviene la tragedia, como ocurrió con Yolanda en Salta, el Estado victimario coloca en el banquillo a la mujer.

La vacuna, pretendida salida a la crisis sanitaria, se ha convertido en el monopolio de la burocracia jerárquica del Estado y sus socios políticos. Pero ese régimen de vacunados VIP ¡es el que obliga a nuestras maestras, a sus hijos y a sus madres, a una presencialidad escolar en pandemia y sin vacunas!

Bajo la descomposición social a que empuja esta gestión capitalista de la pandemia, se multiplica la violencia doméstica y laboral contra la mujer. En sólo dos meses de 2021, hemos debido soportar más de un femicidio por día. El Estado supuestamente “regulador” o “formador” de políticas de género es el principal encubridor y cómplice de los violentos, como se ha revelado en el caso Úrsula.

La ley del aborto, arrancada al Estado, al clero y a los partidos clericales después de décadas de lucha, amenaza con convertirse en papel mojado en varias provincias y en los enclaves de la salud privada. Los tentáculos del clero son más fuertes que el palabrerío de los supuestos funcionarios progresistas.

El gobierno de las funcionarias feministas ofreció una lección meteórica de que el “empoderamiento” de algunas dentro de este régimen político social en nada beneficia las sin techo, que son desalojadas a patadas y a balazos; a las vendedoras ambulantes, a las trabajadoras que defienden su salario o su trabajo. Ni ha servido para limpiar el poder, la justicia y sus instrumentos de los cómplices activos o por omisión del femicidio. Con las macristas, antes, y con las kirchneristas mucho antes y ahora, el Estado es responsable.

Contra el estado responsable y los capitalistas a los que sirve, convocamos a la organización independiente y socialista de la mujer trabajadora.

Compañeras: hay razones de sobra para hacer de este 8 de marzo un pronunciamiento gigantesco y masivo, en el centro político y en todas las plazas del país.

Basta de miseria social: salario para todas las compañeras desocupadas, equivalente a la canasta básica de 50.000 pesos. Indexación jubilatoria y 82% móvil.

Basta del monopolio privado –y del funcionariado estatal- para la vacunación. Producción libre y distribución de vacunas bajo control de las organizaciones obreras y populares.

No a la presencialidad letal de las escuelas en pandemia y sin vacunas.

Seis horas, salario igual a la canasta familiar y nombramientos masivos de enfermeras y trabajadoras de la salud en todos los hospitales del país.

Ni una menos: por la autoorganización de la mujer trabajadora, en todos los barrios. Unamos a nuestros compañeros en la lucha contra la violencia estatal y social a la mujer. Libertad inmediata a Yolanda Vargas criminalizada por el Estado que promueve la miseria social y el desamparo de las trabajadoras y sus hijos.

Publicado en:
https://politicaobrera.com/mujer/4076-8-de-marzo-ni-una-enfermera-ni-una-maestra-ni-una-mujer-menos

Share Button

Impactos: 7

A 5 años de #NiUnaMenos ¿Cómo estamos?

Las mujeres nos plantamos por aborto legal, contra la violencia y el hambre 📢

Nos encontramos en un escenario catastrófico, sanitario y social. A la enfermedad, con sus penurias y muertes, se suma el incremento de la precarización que acrecienta la indefensión de las mujeres.

Los salarios miserables, incluso de trabajadoras bajo convenio, explican por qué la mitad de los niños vive bajo la línea de pobreza. Los patrones, con la complicidad de la burocracia sindical y el gobierno, despiden, suspenden, o pagan el salario con descuentos –¡incluso trabajadoras de salud!, cuando el gobierno prácticamente ha estatizado la plantilla salarial.

Las jornadas extenuantes del teletrabajo no respetan ni convenios ni horarios. Las patronales, como Telecom, desconocen las licencias de madres con hijos en edad escolar, agobiadas por las exigencias laborales, familiares y de higiene intensiva del hogar.

Muchos centros de salud solo atienden Covid, y es muy difícil acceder a los servicios de ginecología y obstetricia. No se entregan anticonceptivos ni misoprostol, violando el derecho al aborto no punible incluso en embarazos infantiles. Una vez más, solo queda la vía del aborto clandestino.

En la primera línea


Trabajadoras de la salud (75% del gremio) denuncian el colapso sanitario, y se movilizan en defensa de la salud pública, por condiciones de seguridad para ellas mismas y para sus pacientes. Las docentes (enorme mayoría del gremio) es el único nexo de la escuela con los alumnos y sus familias, educan y contienen desde su casa, y colaboran en la distribución de la canasta alimentaria escolar sin la menor protección.  Las mujeres de las barriadas exponen su vida en las ollas populares, sostenidas por su esfuerzo y donaciones, porque lo que entrega el gobierno es nulo o totalmente insuficiente.

La violencia contra las mujeres y los niños, es estructural al sistema capitalista y antecede a cualquier pandemia, pero se potencia por el aislamiento y el hambre. Hay un femicidio diario mientras las funcionarias publicitan números de teléfono. El confinamiento y encierro, necesario para enfrentar la pandemia, incrementa la violencia familiar, y expone la miseria social del hacinamiento y la precariedad al que el capitalismo nos somete, y que en muchos casos incluye hasta falta de agua,

El arreglo que el Gobierno negocia con los acreedores de la deuda nos somete aún más al capital financiero y significa más ajuste, despidos, liquidación de las jubilaciones. Los enormes subsidios a las patronales ni siquiera tuvieron, como contraprestación, el cese de los despidos o el pago íntegro del salario.

Foetra no ha convocado a ninguna medida para debatir con la masa de las telefónicas este panorama, cuando deberían realizarse asambleas virtuales y una campaña de pronunciamientos contra toda esta violencia, que nos fortalezca y sirva para elaborar un programa integral de las mujeres, para el cual planteamos:

  • Que el Congreso vote la legalización del aborto en los términos de la Campaña. Que habiliten ámbitos seguros para interrumpir los embarazos y para control de embarazadas y partos. Educación Sexual Integral, laica y científica.
  • ¡Basta de femicidios! Que se habiliten refugios y hoteles. Subsidio igual a la canasta familiar para mujeres en situaciones de violencia
  • Abajo las suspensiones, despidos, precarización y la reducción salarial y jubilatoria
  • Defendemos la cuarentena contra las presiones del gran capital para levantar la cuarentena e incrementar la explotación de las trabajadoras – y trabajadores
  • No al pago de la deuda. Que se reorienten los recursos nacionales a fortalecer el sistema de salud y al sostenimiento de la población trabajadora

AGRUPACIÓN CLASISTA
NARANJA TELECOMUNICACIONES
MAYORÍA

www.actnaranja.com.ar
Seguinos en Twitter : @actnaranja
Facebook: https://www.facebook.com/actnaranja
Instagram: https://www.instagram.com/naranja_telecomunicaciones/
whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 30

LA LUCHA POR LOS DERECHOS DE LA MUJER EN ASCENSO

El reciente pañuelazo masivo y entusiasta del 19 de Febrero, en plenas vacaciones, evidencia el ánimo de lucha de las mujeres, que lejos de decaer, se pone nuevamente en marcha.

La demanda generalizada en cientas de adhesiones fue la aprobación del Proyecto de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto legal, Seguro y Gratuito. Las intervenciones y pancartas estuvieron regadas por las consigas históricas del movimiento: “No a la objeción de conciencia”, “Aborto legal, seguro y gratuito”, “Separación de la Iglesia y el Estado”, “Fuera los rosarios de nuestros ovarios”, “Educación sexual laica en todos los niveles de la educación”.  Hay una conciencia creciente de las mujeres sobre la necesidad de apartar a la Iglesia del control de la salud y la educación.

Derecho al Aborto y Objeción de Conciencia

En una declaración de la Campaña se exigió para las mujeres que quieran abortar “el acceso a la información pertinente, precisa, laica, actualizada y científica”. Que “todas las obras sociales, sistemas de salud y prepagas deberán garantizar la práctica de manera gratuita y obligatoria, y se debe incorporar al Plan Médico Obligatorio”. También se remarcó que “Nuestro proyecto no habla de objeción de conciencia, y jamás aceptaremos la objeción de conciencia institucional”.

En los últimos días, voceros del gobierno deslizaron que el proyecto oficial admitirá la objeción de conciencia institucional. Horas después del pañuelazo, el Ministro de Salud Ginés González García advirtió que la legalización del aborto “no tiene que ampliar la grieta”, que “la objeción de conciencia es un detalle” y que el presidente mandará su proyecto cuando quiera porque es Fernández “el que define los tiempos políticos”.

Pero la objeción de conciencia es el “detalle” que esgrime Ginés, para que en Italia, por ejemplo, a medio siglo de aprobada la legalización del aborto, el 70% de los ginecólogos sea objetor y en zonas enteras del país no exista una sola institución, ni pública ni privada, que interrumpa el embarazo. Situación similar viven las uruguayas, portuguesas, españolas, irlandesas, mexicanas, y un largo etcétera.

Derecho a la maternidad

Por otro lado, a las mujeres que deciden ser madres, el régimen social las condena a sacrificios enormes, faltas de licencias, miseria salarial, falta de vivienda, jardines maternales y vacantes escolares, el descalabro del sistema de salud y las prepagas. La miseria social potencia la violencia contra las mujeres, que lleva 65 mujeres y niñas asesinadas en el año. La responsabilidad del Estado es inocultable. El acuerdo con el FMI y los acreedores de la deuda externa que pergeña el Gobierno incrementará todas estas penurias, y de ninguna manera son una salida a la crisis para los trabajadores.

La próxima estación de esta lucha es el 8 de Marzo en el pañuelazo en la Catedral, y el 9 de Marzo el llamado al paro, que la mayoría de organizaciones sindicales, incluida Foetra, ha ignorado olímpicamente sin mediar debate alguno.

Impulsemos el debate y la movilización en las calles por la aprobación del Proyecto de Ley de la Campaña Nacional por el Aborto. Que se implemente la Educación Sexual Integral en los colegios y la separación de la Iglesia del Estado. ¡Y por el NO pago de la deuda externa, fuera el FMI!

AGRUPACIÓN CLASISTA
NARANJA TELECOMUNICACIONES
MAYORÍA

www.actnaranja.com.ar
Seguinos en Twitter : @actnaranja
Facebook: https://www.facebook.com/actnaranja
Instagram: https://www.instagram.com/naranja_telecomunicaciones/
whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 214

Mujeres: Ni derecho al Aborto ni derecho a la maternidad

Mujeres

Ni derecho al Aborto ni derecho a la maternidad

El país atraviesa un terremoto político, económico y social. Pero luego de las movilizaciones más masivas de la historia argentina, cuando millones salimos a las calles por el aborto legal, seguro y gratuito, la “ola verde” y la convocatoria al 34 Encuentro Nacional de la Mujer está envuelta en varias polémicas.

Con el resultado de la derrota en el Senado se responsabilizó a las mujeres diciendonos que “debíamos votar bien” los diputados y senadores. Pero luego cuando se conformaban las listas electorales con la inclusión de notorios anti-derechos (a excepción del Frente de Izquierda), nos dijeron que teníamos que “tragar varios sapos” porque lo importante era desplazar a la derecha. Ahora, con la derecha derrotada nos dicen que lo importante es la “lucha contra el hambre” y que la legalización del aborto puede esperar para no ahondar la brecha social.

Pero son esas mismas mujeres que sufren el hambre y necesidad, las que no pueden pagar los cientos de miles de pesos que sale un aborto clandestino con un médico, o los $7000 que sale una caja de misoprostol. Las que mueren en los abortos clandestinos son las mismas que pasan hambre.

Por otro lado, a las mujeres que deciden ser madres, el régimen social las condena a sacrificios enormes, faltas de licencias, miseria salarial, falta de vivienda, jardines maternales y vacantes escolares, sumado al descalabro del sistema de salud y las prepagas. La miseria social potencia la violencia contra las mujeres. Los 155 femicidios (a fines de agosto) refleja el impacto de la disolución social en la vida cotidiana.

Mientras Alberto Fernández baraja varios candidatos ultra-clericales para el Ministerio de Salud y se devana los sesos sobre cómo honrar la deuda, no puede asegurar un salario igual a la canasta familiar, el empleo, y el derecho a la educación. Un gobierno socio del Vaticano es incapaz de garantizar los derechos de las mujeres. Si de ellos depende no tendremos ni aborto legal, ni empleo, ni salarios dignos.

Debemos retomar la lucha por la defensa de la educación sexual laica y científica, el acceso a los anticonceptivos gratuitos y la legalización del aborto, seguro y gratuito en el hospital. Rechazamos la maternidad compulsiva, impuesta por el aparato del Estado y las Iglesias, que obliga a parir a nenas de 11 años, y manda mujeres a la cárcel por interrumpir un embarazo.

Proponemos realizar una gran asamblea para votar un plan de lucha por el aborto legal con los métodos de la clase trabajadora, con los métodos con los que hemos arrancado todas nuestras conquistas. Un plan de lucha al que sumemos las escuelas y las universidades, pero también las fábricas y las barriadas.

Por un Encuentro resolutivo, que vote medidas de acción directa por el aborto legal y todas nuestras reivindicaciones. Vamos por un Encuentro independiente de todos los bloques patronales y que exija la separación de la Iglesia y el Estado. Que sume la fuerza y la movilización de las mujeres a los trabajadores en lucha.

Organicemos la lucha por guarderías materno paternales, para arrancarles a las patronales y al Estado licencias por maternidad y lactancia, por vivienda digna, contra el hambre y la miseria, por trabajo genuino.

AGRUPACIÓN CLASISTA
NARANJA TELECOMUNICACIONES
MAYORÍA

www.actnaranja.com.ar
Seguinos en Twitter : @actnaranja
Facebook: https://www.facebook.com/actnaranja
Instagram: https://www.instagram.com/naranja_telecomunicaciones/
whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 330

8M, miles en las calles nuevamente: Por el aborto legal y la separación de la Iglesia y el Estado, contra el ajuste de Macri y los gobernadores

8 de Marzo, miles en las calles nuevamente

Por el aborto legal y la separación de la Iglesia y el Estado, contra el ajuste de Macri y los gobernadores

“Aborto legal ya. No al ajuste de Macri, les gobernadores y el FMI. Basta de violencia patriarcal”. Detrás de una bandera de arrastre con estas consignas, decenas de miles de mujeres marcharon de Congreso a Plaza de Mayo en el marco del paro internacional con el que se conmemora el Día de la Mujer Trabajadora en todo el mundo. Al frente de la marcha se encontraban las representantes de las organizaciones de mujeres, de la juventud y de los movimientos LGTB+, de los sindicatos combativos y de las luchas obreras. 

La vibrante columna, teñida de verde, partió desde Congreso con demora, debido a que la Policía de la Ciudad había entorpecido el armado del escenario para realizar el acto en la plaza, pero la provocación finalmente fue desarticulada por la firmeza de las compañeras. No fue la única dificultad que debieron afrontar. A último momento, las centrales sindicales se negaron a entregar los aportes comprometidos para cubrir el alquiler del sonido: bastó denunciar esto frente a la enorme marea verde reunida en la plaza para reunir el dinero necesario en apenas unos minutos. El disgusto de la burocracia sindical tiene una explicación sucinta: le ha dado la espalda a todo este enorme movimiento, refrendando su rol conservador y su alianza con el clero y los partidos del Estado. El movimiento de mujeres que organizó el 8M les exigió públicamente que convocaran a parar y movilizar. En algunos gremios, la presión de la base impuso el paro, como en el caso de los docentes de Ctera, en el marco de un paro de no inicio de 72 horas, y el cumplimiento de la medida fue masivo.

“Las reivindicaciones de la mujer trabajadora están puestas en el centro de la escena política”, señaló Romina Del Plá, diputada del Frente de Izquierda y secretaria general del Suteba La Matanza. “Me refiero al derecho al aborto legal, seguro y gratuito para que dejen de morir mujeres por los abortos clandestinos; el reclamo de que se cumpla la interrupción legal del embarazo y dejen de torturar a nuestras niñas obligándolas a la maternidad forzada. El reclamo de basta de ajuste, basta de despidos y suspensiones, porque el ajuste de Macri, los gobernadores y el FMI tienen como primeras víctimas a las mujeres y a las disidencias”.

A pesar del boicot de las direcciones sindicales burocráticas que nuevamente le dieron la espalda a esta enorme movilización, en decenas de edificios de Movistar/Telefónica, Telecom y Arsat se realizaron asambleas y reuniones donde se debatieron las reivindicaciones de las mujeres y la situación del gremio atravesado por una ofensiva para eliminar puestos de trabajo y avanzar sobre el convenio. La Naranja convocó y participó con una bandera con la consigna: “Abajo la reforma laboral y los aprietes en Telecom”. Reclamando por la reincorporación de la compañera despedida y las decenas de suspendidos en Telecom/Cablevisión planteando la necesidad de una gran movilización y plan de lucha convocado por los Sindicatos y Federaciones para derrotar esta ofensiva. 

EL 8M fue la primera gran movilización este año que se planta contra el ajuste y el hambre del gobierno. El acto central consistió en la lectura de un documento que resume todas las reivindicaciones del movimiento y denuncia a los responsables del ajuste, la alianza con el clero, la perpetuación del aborto clandestino y la represión en cabeza de Macri, los gobernadores y el Fondo Monetario Internacional (Para leer el documento completo: https://prensaobrera.com/mujer/63044-paramos-porque-el-ajuste-de-macri-y-les-gobernadores-pauperiza-nuestras-vidas). Las definiciones de fondo de ese documento fueron el resultado de un intenso debate político en las asambleas preparatorias y del aporte de la izquierda y las luchadoras del movimiento obrero, que dieron una gran batalla frente a las corrientes conciliadoras.   Un femicidio por día, niñas que deben llevar embarazos a término obligadas por funcionarios públicos; mujeres que mueren por abortos clandestinos. Necesitamos poner en pie una alternativa social política de las mujeres y la clase trabajadora. La gran jornada del 8M va en ese sentido. La marea verde volvió a cubrir las calles uniendo a las trabajadoras en un mismo grito de lucha.             

AGRUPACIÓN CLASISTA NARANJA TELECOMUNICACIONES

www.actnaranja.com.ar
Buscanos en Facebook: NaranjaTelefonica
Seguinos en Twitter : @actnaranja

whatsapp:  01151508001 ó 01165263025


Share Button

Impactos: 174

8 de Marzo: paro y movilización por las mujeres. Todos de Congreso a Plaza de Mayo.

Día internacional de la mujer trabajadora 

8M paro y movilización por las mujeres

El acuerdo del gobierno macrista con el FMI agravó la situación, golpeando de forma particular a las trabajadoras. Las paritarias fueron cerradas por debajo de la inflación y el incremento de la pobreza golpea particularmente sobre las mujeres. El ajuste, los tarifazos, los despidos y la reforma laboral son la base material sobre la que se edifica la violencia contra las mujeres que parte desde el propio Estado y se materializa en las relaciones institucionales e interpersonales.

La escalofriante cifra de un femicidio diario, el incumplimiento de los abortos no punibles, las muertes y vejaciones por abortos clandestinos, ponen sobre la mesa la urgencia de dar nuevos pasos adelante en la lucha que desde hace casi 4 años no abandona las calles obteniendo importantes logros. Desde la Naranja llamamos a impulsar la campaña por una consulta popular para que las mujeres movilizadas en todo el país arranquemos el aborto legal, que el parlamento negó por su prostación frente a la iglesia.

Las direcciones sindicales pactan

Los lazos que unen a las direcciones sindicales burocráticas con la Iglesia y los partidos patronales son directos. Incluso les valió un pañuelazo en la CGT. El primer paro nacional al gobierno de Macri fue realizado por el movimiento de mujeres en una clara contraposición a las centrales sindicales borradas de toda lucha real.

En nuestro gremio, la mayoría de la directiva de FOETRA se negó a impulsar e incluso debatir el derecho al aborto. Pero en paralelo organizó el XXI Encuentro de la Pastoral Social en el auditorio de FOETRA (10/11/18) encabezado por el Sec. Gral. Osvaldo Iadarola junto a representantes de la iglesia y el gobierno macrista, entre otros.

En la misma línea el PJ y el Kirchnerismo terminaron pactando con el clero a cambio del apoyo del Vaticano a su armado electoral. Hoy estos sectores se encuentran en una política de desmovilización a la convocatoria del 8M y a la lucha por los derechos de las trabajadoras.

Desde cada lugar de trabajo organicemos el 8M

Frente al ajuste que recorre también a Arsat, Telefónica y Telecom que continúa con los aprietes para imponer los retiros “voluntarios” o las actas inconsultas que permiten aumentar la jornada laboral, imponiendo la polifunción y el cierre de sectores, es fundamental romper el “pacto social” de hecho y organizar una gran jornada de lucha nacional el 8 de marzo. Que Foetra y todos los sindicatos convoquen al paro y la movilización. Por asambleas y reuniones en cada edificio para debatir e impulsar las reivindicaciones de las mujeres y una gran movilización del gremio para pararle la mano a las empresas.

•          Reincorporación de la compañera despedida hace una semana en el edificio Washington de Telecom, y la compañera del Ed. Independencia de Telefónica el año pasado.

•          Abajo los aprietes y la reforma laboral en Telecom. Defensa de todos los puestos y conquistas del convenio colectivo.  

•         Reapertura de las paritarias con cláusula gatillo por inflación. Salario mínimo igual al costo de la canasta familiar.

•         No al aumento de la edad jubilatoria. 82% móvil.

•           Por escuelas infantiles y jardines gratuitos en los lugares de trabajo y barrios.

•          Extensión de las licencias pagas por largo tratamiento o enfermedad familiar. Extensión de las licencias por maternidad y paternidad

•          ¡Basta de femicidios! Castigo para todo acto de violencia contra las mujeres. Auto- defensa organizada de las mujeres. Licencia remunerada por violencia de género en el convenio.

•          Recuperación del Día femenino en nuestro convenio. Anticonceptivos para no abortar y aborto legal, seguro y gratuito para no morir. Educación sexual y laica. Separación de la iglesia y de todas las instituciones religiosas del Estado y de los Sindicatos ¡Por la unidad de acción internacional de los movimientos de mujeres!

El #8M todas y todos de Congreso a Plaza de Mayo

AGRUPACIÓN CLASISTA NARANJA TELECOMUNICACIONES

www.actnaranja.com.ar
Buscanos en Facebook: NaranjaTelefonica
Seguinos en Twitter : @actnaranja

whatsapp:  01151508001 ó 01165263025

Share Button

Impactos: 207

Justicia por Lucia. Basta de impunidad. Organicemos el paro y movilización

Justicia por Lucia. Basta de impunidad. Organicemos el paro y movilización

El lunes 26, se dictó en Mar del Plata la sentencia por el femicidio de la joven de 16 años, Lucía Pérez. Matías Farías, un dealer que vendía drogas en colegios secundarios del barrio, y Pablo Offidani, hijo de un importante escribano marplatense con vínculos con el intendente Arroyo, resultaron absueltos de los cargos de violación y femicidio y condenados a 8 años de prisión por tenencia de estupefacientes. Alejandro Maciel, quien habría ayudado a lavar el cuerpo de Lucía y a abandonarlo en la puerta de la salita, fue absuelto de todos los cargos.

Lucía fue drogada, violada y asesinada y su cadáver fue dejado en la puerta de una guardia de un centro de salud. Su femicidio desencadenó uno de los hitos más importantes: un paro impulsado por el movimiento de mujeres con enormes movilizaciones en todo el país.

La indignación frente al fallo es muy grande lo que explica la cantidad de iniciativas que surgieron en rechazo y que desembocaron en la nueva convocatoria a un paro nacional con movilización para este 5 de diciembre.

Participemos masivamente el 5

Los femicidios en nuestro país llegaron a uno cada 32 horas en 2018. FOETRA debería convocar al Paro y Movilizacion o impulsar asambleas para repudiar este fallo de impunidad que acrecienta los casos de femicidio. Y estar a disposición de las compañeras facilitando la organización para rechazar la violencia a las mujeres, incluida la violencia laboral, garantizando su protección y peleando por mejores condiciones y, por ejemplo, licencia convencional por violencia de género, aumento de días por familiar enfermo y participación activa en la lucha por los derechos y reivindicaciones de las trabajadoras, como el derecho al aborto legal, para evitar las muertes por aborto clandestino. Un reclamo que la mayoría de la burocracia sindical le dio la espalda por sus compromisos con el clero y los gobiernos de turno.
La bronca contra el aberrante fallo debe ser canalizada organizando asambleas y acciones dirgidas a poner en pie el paro; y participando de la movilización el 5-12.

Llamamos a sumarse a todas las trabajadoras y trabajadores.

Copemos las calles por Justicia por Lucia y todas las victimas de femicidios*
Miércoles 5-12 Paro Nacional, movilizamos desde las 17 hs desde Tribunales a Plaza de Mayo
Juicio político a los jueces de la impunidad
Fue femicidio. El estado es responsable

 

AGRUPACIÓN CLASISTA NARANJA TELECOMUNICACIONES 

www.actnaranja.com..ar
Buscanos en Facebook: NaranjaTelefonica
Seguinos en Twitter : @actnaranja
whatsapp: 01151508001 ó 01167593502

Share Button

Impactos: 245

Trabajadoras/es de las telecomunicaciones: ¡Movilicemos el #8A para que el aborto seguro y gratuito sea ley!

Trabajadoras/es de las telecomunicaciones:

¡Movilicemos el #8A para que el aborto seguro y gratuito sea ley!

La enorme movilización popular por el aborto legal conquistó la media sanción en el Congreso. Pero eso motivo un fuerte lobby clerical y de los intereses hostiles a cualquier reivindicación popular para bloquear su aprobación en el Senado.

La principal vocera de esta ofensiva en el Senado es la vicepresidenta Gabriela Michetti, que se opone incluso a que una mujer violada puede interrumpir su embarazo, -consagrado en el código penal desde hace casi 100 años, aunque sistemáticamente se incumple por el peso y la presión del oscurantismo clerical, que creció en influencia bajo los sucesivos gobiernos patronales.

Desde los diferentes bloques se oponen y amenazan con rechazar el proyecto o promueven cambios para desviar hacia una despenalización para la mujer –que mantiene la práctica en la clandestinidad y la criminalización de los médicos; o reducir la cantidad de semanas para la legalización y habilitar la “objeción de conciencia institucional”: un salvoconducto para que la iglesia que dirige la mayoría de las clínicas privadas y direcciones de los hospitales públicos bloqueen la realización en la práctica. El reclamo para que se apruebe la ley, debe superar cualquier maniobra para frenar la aprobación o empantanar la discusión.

UNA CAUSA DE TODA LA CLASE OBRERA

Quienes más sufren las causas del aborto clandestino son las trabajadoras. El aumento de la desocupación, los techos salariales en medio de la inflación galopante, la flexibilización laboral y la destrucción de la salud y educación pública, van de la mano de la ausencia de recursos para planificar un proyecto de maternidad cuando lo deseen. Se termina empujando al aborto inseguro, que puede terminar con la muerte, enfermedades o mutilaciones por la práctica clandestina.

Las centrales sindicales, la CGT y CTA no han asumido la defensa de esta reivindicación. Más bien todo lo contrario. La CGT planteo que las obras sociales no podían costearlo, interviniendo en sintonía con el clero y los mercaderes de la salud, que han quebrado las obras sociales (como OSTEL). Las CTAs se mueven en forma ambigua. Por un lado, profundiza sus compromisos con el Vaticano, convocando una movilización por San Cayetano un día antes del 8A. Y la CTA Autónoma mantiene la elección de dicha Central el mismo día que se trata el proyecto en el senado. La asociación de la burocracia sindical teje sus vínculos con el Clero estableciendo diques de contención para los trabajadores como principal carta de negociación con el gobierno, que viene a aplicar un ajuste brutal pactado con el FMI en medio de una enorme crisis del régimen político. Un triunfo del movimiento de mujeres será un avance para toda la clase obrera, al obtener con los métodos de lucha históricos de los trabajadores (movilizaciones, piquetes, ocupaciones) una reivindicación democrática que lleva décadas en Argentina.

QUE FOETRA CONVOQUE

A pesar del debate planteado a nivel nacional, en el gremio y en la comisión directiva de FOETRA, la mayoría de la azul y blanca volvió a rechazar pronunciarse y convocar a una instancia de debate en el gremio. Ninguneando la lucha por el derecho al aborto en nombre de que es un tema que divide (atado a creencias personales de la dirigencia) cuando está planteada la conquista de un derecho de las mujeres trabajadoras, que son las que más sufren las consecuencias del aborto clandestino.

A pesar de esta negativa el debate se abre paso en los edificios y lugares de trabajo. Realizando pañuelazos, pronunciamientos y convocando a participar el 8A. FOETRA y todos los sindicatos deben pronunciarse como ya lo hicieron sindicatos como Ademys, AGD-UBA y el plenario del sindicalismo combativo que se reunió en Lanús y votó movilizar al Congreso, para garantizar:

  •        La aprobación del proyecto que cuenta con media sanción de diputados.

 

  •      Plena ejecución de los fondos destinados a la educación sexual, científica y laica.  Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir.

 

  •     La Iglesia y el Estado no pueden seguir decidiendo sobre la vida, la sexualidad, la salud y el cuerpo de las mujeres. Separación inmediata de la Iglesia y las instituciones religiosas del Estado.

 

  •    Por un paro activo de 36 horas para derrotar el ajuste de Macri, los gobernadores y el FMI.

 Desde la Naranja convocamos a participar masivamente el 8/08 en el Congreso para conquistar el aborto legal, seguro y gratuito.

  AGRUPACIÓN CLASISTA NARANJA TELEFÓNICA 

www.actnaranja.com..ar
Buscanos en Facebook: NaranjaTelefonica
Seguinos en Twitter : @actnaranja

whatsapp: 01151508001 ó 01167593502
Share Button

Impactos: 432