La nueva ley de alquileres y el impacto sobre los trabajadores telefónicos

Mucho se ha dicho sobre la nueva ley de alquileres, promulgada en julio del 2020. Se dijo que perjudicaba a los propietarios, porque debían absorber impuestos gravados sobre el inmueble y por acotar la posibilidad de un aumento a plazos anuales. Pero los verdaderamente perjudicados somos los trabajadores que no tenemos hogar propio, y vemos subir los salarios por escalera y los alquileres por ascensor.

El promedio salarial del año 2021, contando el sector público y privado, fue de un 45% (índice de salarios 2021, INDEC), mientras que el índice que mide el aumento de los alquileres fue del 52% (índice de locación al 31-12-21, BCRA). O sea, 7% por debajo.

Los telefónicos no somos ajenos con paritarias siempre por debajo de la inflación, como en el período anterior (2020-2021), donde perdimos 6% contra la inflación, y 14% frente a la canasta alimentaria. Esta situación se agrava año tras año porque el salario retrocede frente a la comida, vestimenta y el alquiler. ¿Debemos endeudarnos para alquilar?

La crisis con los alquileres obligó al Gobierno a convocar una reunión tripartita con las cámaras inmobiliarias, que reclaman exenciones impositivas para los propietarios que alquilen, y asociaciones de inquilinos que plantean un impuesto para quienes posean propiedades sin alquilar. Nadie dice que la solución deberían ser planes de vivienda popular y créditos hipotecarios, que son enterrados para pagar la deuda y al Fondo Monetario.

La única salida que tenemos es recuperar el salario. Que se convoquen asambleas para votar un ingreso mínimo equivalente a la canasta familiar, que debe incluir el costo de un alquiler o el pago de un crédito hipotecario.

AGRUPACIÓN CLASISTA
NARANJA TELECOMUNICACIONES
MAYORÍA

www.actnaranja.com.ar
Seguinos en Twitter : @actnaranja
Facebook: https://www.facebook.com/actnaranja
Instagram: https://www.instagram.com/naranja_telecomunicaciones/
whatsapp: +5491131815537 ó +5491125956748

Share Button

Impactos: 5

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *