Resoluciones del Plenario Nacional del Sindicalismo Combativo

Resoluciones del Plenario Nacional del Sindicalismo Combativo

Paro activo nacional y plan de lucha.Abajo el pacto Macri-FMI. Por una nueva dirección del movimiento obrero.

Foto: Demian Judiciales

1) Los sindicatos, cuerpos de delegados, organizaciones combativas, clasistas y anti-burocráticas,reunidos en el Plenario Nacional de Trabajadores, resolvemos un programa y un plan de acción,para enfrentar el ajuste de Macri y su pacto con el FMI.

Somos impulsores, mediante asambleas y plenarios de nuestros sindicatos y lugares de trabajo, del paro general del lunes 25 de junio; luchamos por su absoluta masividad y su continuidadmediante un nuevo paro de 36 horas con movilización a Plaza de Mayo.

La CGT se vio obligada a llamar a esta medidapor la presión creciente de las bases obreras, pero lo hace con el objetivo dedescomprimir la bronca populargeneralizada. Hace falta un plan de lucha para derrotar al Gobierno: una respuesta obrera unificada y sostenida, que supereel colaboracionismo abierto de la CGT, las acciones testimoniales de las CTA, y la política de Moyano, los K de la Corriente Federal y el espacio del 21F, centrada en el voto en el 2019.

La burocracia sindical responde a los sectores políticos patronales que le han votado a Macri las leyes del ajuste, que han ejecutado los recortes y tarifazos en provincias o municipios, y hoy apoyan, con mayor o menor disimulo, el acuerdo con el FMI.

No depositamos ninguna confianza en la oposición de los partidos políticos patronales ni en la burocracia sindical. Somos la oposición combativa y democrática al sindicalismo burocrático construido en función de las variantes políticas patronales. El Plenariode Lanús y sus resolucionesson un punto de apoyo importantepara luchar por una nueva dirección del movimiento obrero.

2) Las consecuencias de la profundización de ajuste, tras el pacto Macri-FMI, las vemos ya: en la devaluación acelerada del peso que se traslada al aumento generalizado de los precios, golpeando el poder adquisitivo de nuestros salarios, en los tarifazos permanentes, en centenares de nuevos despidos, en una criminalización de la protesta obrera cada vez más acentuada(como se ve en la persecución a los luchadores del Subte, de Cresta Roja, del INTI o del Posadas) y en el incremento de la represión en todas sus formas: detenciones, persecución judicial, política y mediática a los luchadores.

La intención de habilitar a las FFAA para la represión interna expresa el temor de un gobierno, debilitado y golpeado por su propio fracaso, a una nueva rebelión popular.

Argentina es una expresión concentrada de la crisis capitalista mundial. Y el gobierno de Macri está potenciando esa crisis por las contradicciones de su propio programa económico, basado en el endeudamiento externo, en la bicicleta financiera, en el saqueo de nuestros recursos naturales; en este aspecto Cambiemos no ha hecho más que profundizar el camino ya iniciado por el gobierno kirchnerista.

Los trabajadores estatales han sido atacados sistemáticamente. Los miles de despidos, facilitados por años de precarización, se han combinado con el desguace de áreas estratégicas para la ciencia, la tecnología y los recursos energéticos, como ocurre en el Inti o la mina de Río Turbio. Lo mismo con la salud y la educación públicas: los ahogos presupuestarios se suman a reformas para avanzar en su privatización, como la CUS en Salud. Hay que nacionalizar el presupuesto educativo que debe ser 100% estatal.

El Plenario de Lanús y sus resoluciones buscan ofrecer una respuesta a estos brutales ataquesa las condiciones de vida, de trabajadores activos y de jubilados, promoviendo la intervención masiva de la clase obrera, con sus propios métodos: la asamblea, la huelga y la movilización.

La consigna del “paro activo y el plan de lucha” busca profundizar la rebelión popular que se expresó en las jornadas de diciembre contra la reforma previsional y más recientemente la masiva movilización de las mujeres por la legalización del aborto, cuando un millón de personasganaron las callespor un derecho por el que se luchadesde hace décadas.
La movilización, a partir del protagonismo de los trabajadores en cada empresa, escuela, universidad o barrio,con el apoyo de otros sectores populares, como ocurrió con las cacerolas de la noche del 18D,es la única fuerza capaz dederrotar a Macri y al FMI.

3) Luego de insistir con el techo salarial del 15%, que los docentes de Neuquén derrotaron con una huelga histórica de 43 días, el gobierno ahora le ofreció a la CGT un 5% más de aumento salarial en dos cuotas -que requiere el acuerdo empresario yexcluye a millones de empleados estatales. Este nuevo techoes otraburla, frente a una inflación que superará el 30% anual. Exigimosla reapertura de las paritarias, sin topes y con cláusula de actualización automática, siguiendo el ejemplo de los docentes de Neuquén, con paritarios electos por los trabajadores y con mandato de asambleas. Extendemos el reclamo a un aumento de emergencia para los jubilados.
Muchas patronales han cerrado sus plantas – total o parcialmente – para dedicarse, algunas de ellas, a importar, escudadas en los supuestos altos costos laborales (cuando los salarios argentinos, en dólares se derrumbaron). Con esto presionan además sobre la jornada de trabajo, los convenios colectivos y en favor de la reforma laboral en su conjunto. No aceptamos tampoco la trampa de “canjear” salarios para evitar despidos. En el mismo sentido la intención de elevar la edad jubilatoria bloquea el ingreso de nuevas camadas juveniles a los puestos de trabajo y eleva la desocupación. El Plenario del sindicalismo combativo rechaza estos chantajes ypropone estatizar bajo control de sus trabajadores toda empresa que cierre o despida.

4) El rechazo a la Reforma Laboral, la defensa de los convenios colectivos y de las empresas recuperadas bajo gestión obrera, deben combinarse con otras medidas, más profundas, como la estatización de las empresas privatizadas para terminar con los tarifazos, el monopolio estatal del comercio exterior para combatir el cierre de industrias, la nacionalización de la banca para evitar la fuga de capitales y, fundamentalmente, dejar de pagar la deuda externa, entre otras medidas de fondo.

Reivindicamos la independencia política de los trabajadores yproponemos estas medidas como parte deuna salida obrera a la crisisa partir de una deliberación colectiva que elabore un programa de industrialización y desarrollo nacional, bajo dirección de los trabajadores, para garantizar trabajo, salario, salud, educación y vivienda a todo el pueblo argentino.
Saludamos la lucha de los mineros de Río Turbio en defensa de su fuente de trabajo, los paros docentes de los Sutebas, Ademys y de la Conadu Histórica, las huelgas y movilizaciones de los estatales y docentes chubutenses y de los metalúrgicos de Aluar, la ocupación del Ingenio San Isidro por los obreros azucareros de Salta, la lucha del Sindicato de Luz y Fuerza de Córdoba en defensa de su convenio, la huelga con acampe de los Municipales de Río Gallegos contra el techo salarial de Alicia Kirchner, las luchas del Inti, del Posadas, del Subte, de Telam, Cresta Roja y tantas otras. El Plenario de Lanúses un instrumento para rodearlas de apoyo activo y solidaridad.

Somos parte también de la lucha de las organizaciones sociales y piqueteras por el trabajo genuino, por el pase a planta de todos los precarizados, por el aumento en los planes sociales al nivel del salario mínimo y su apertura a todos los desocupados.

Rechazamos la cooptación mediante “mesas de concertación” impulsadas por el gobierno que han terminado en la más completa frustración; denunciamos que los planes sociales se utilizan para hacer pasar la precarización laboral y la pobreza estructural. Promovemos el frente único de todas las organizaciones porque el ajuste se devora al propio asistencialismo promovido desde el poder y desde el propio FMI.

Programa

1) Por la reapertura de paritarias sin techo, para todos los trabajadores estatales y privados. Por un salario equivalente a la canasta familiar. Por la duplicación del salario mínimo, vital y móvil y de la jubilación mínima. Cláusula de actualización automática de los salarios según inflación. Por paritarios electos y con mandato de asamblea de todos los trabajadores de cada gremio.

2) Por la anulación de la reforma y el rechazo a la nueva ley previsional, la reposición de los aportes patronales rebajados desde 1993 por el gobierno de Menem y Cavallo. 82% móvil (del salario en actividad)para todos los jubilados.

3) Por la prohibición de todo despido, estatal y/o privado. Reincorporación de todos los despedidos. Por el reparto de las horas disponibles entre todos los trabajadores sin afectar el salario, para que la crisis la paguen los capitalistas y no los trabajadores. Por la ocupación y la huelga en toda empresa que quiebre, cierre o despida masivamente, expropiación sin pago y estatización bajo gestión obrera. Apoyo a la expropiación y puesta en funcionamiento bajo gestión obrera de Cerámica Neuquén.Por la defensa incondicional de todas las empresas recuperadas bajo gestión de sus trabajadores.

4) Por el pase a planta permanente de todos los contratados y precarizados en el Estado y por el pase a convenio colectivo de todos los trabajadores contratados y tercerizados, respetando el convenio colectivo de la actividad principal.Por trabajo genuino.

5) Por todos los reclamos de la mujer trabajadora: igualdad salarial, extensión de las licencias por nacimiento y adopción de maternidad y paternidad, salas materno-paternales en los lugares de trabajo, día femenino y licencias por violencia de género. Por la aprobación de la ley de Educación Sexual Integral en la provincia de Buenos aires (tiene media sanción) y su extensión a todo el país. Aborto legal, seguro y gratuito, ya. Separación de la iglesia del estado.

6) Contra la Reforma Laboral y la extensión de la edad jubilatoria. Por la defensa de los convenios colectivos. Contra la flexibilidad laboral. Por convenios colectivos votados por asamblea general en cada sindicato.

7) Por la anulación definitiva del Impuesto a las Ganancias en los salarios de convenio. Por la aplicación del Impuesto a las Ganancias a Jueces y altos funcionarios públicos y cargos gerenciales privados.

8) Anulación de los tarifazos. Apertura de los libros de las empresas de servicios privatizadas y estatización de las mismas bajo gestión de los trabajadores.

9) Por la estatización de los ferrocarriles y el subte bajo control de trabajadores y usuarios. Nacionalización integral, sin indemnización, de los puertos, de los hidrocarburos, de la minería y de todos los recursos estratégicos, bajo control de los trabajadores.
Fuera la intervención de Vidal del astillero río Santiago. Por un fondo especial para su reactivación, bajo control de sus trabajadores.
Nacionalización integral del sistema educativo ¡Abajo las leyes anti-educativas!
No a la Cobertura Única de Salud. No al vaciamiento del IOMA. Justicia por la docente Gabriela Ciuffarella, (fallecida luego de que IOMA le negara su medicación oncológica).

10) Por el monopolio estatal del comercio exterior, bajo control de los trabajadores, para disponer de las ganancias y divisas para la reindustrialización del país.

11) Por la nacionalización de la banca para terminar con la fuga de capitales.

12) No al pago de la deuda externa. Abajo el pacto Macri-FMI.

13) Por una nueva dirección combativa y antiburocrática del movimiento obrero basada en la democracia sindical y la independencia política de los trabajadores. Por la derogación de la Ley de Asociaciones Sindicales, que ampara el dominio de la burocracia.

14) Por la independencia política de los trabajadores. Reivindicamos una salida obrera integral para que la crisis la paguen los capitalistas, mediante un plan económico bajo dirección de los trabajadores.

Plan de acción

1) Impulsar la masividad del paro nacional del próximo 25 de Junio – convocado por la CGT, con la adhesión de la CTA – organizando acciones, cortes y actos en todo el país, para expresar el repudio al gobierno, al FMI y a los Gobernadores y plantear la continuidad de la lucha mediante un nuevo paro de 36 horas con movilización a Plaza de Mayo.

2) Apoyar la jornada de lucha del 26 de Junio, en Puente Pueyrredón, en otro aniversario de los asesinatos de Kosteki y Santillán, y el Pañuelazo Federal por el aborto legal.

3) Realizar el Jueves 12 julio una jornada nacional de lucha y movilización por salario y trabajo, promoviendo la continuidad del plan de lucha con un nuevo paro general de 36 horas por todos los reclamos resueltos en el Plenariode Lanús.

4) Organizar una concentraciónen la casa de Chubut por el triunfo de las luchas de los trabajadores de esa provincia.

5) Impulsar una movilización al Concejo de Salario Mínimo (o al ministerio de Trabajo), en reclamo de trabajo genuino, pase a planta de las cooperativas de trabajo, contra la precarización y las reivindicaciones de las organizaciones sociales. Por la unidad de ocupados y desocupados.Apoyo a la jornada nacional de lucha de los desocupados del 18 de julio.

6) Organizar plenarios – y mesas organizativas – provinciales y regionales que repliquen la mecánica de éste Plenario nacional del sindicalismo combativo, para impulsar las resoluciones y medidas de lucha zonales y preparar un nuevo plenario nacional hacia fines de año.

7) Lanzar una campaña por el No Inicio de clases en todo el país, después del receso, como parte de un plan de lucha con paro y continuidad, refrendado en asambleas de base de la docencia.Impulsar un Congreso Educativo Nacional por una educación al servicio de la transformación social y los trabajadores.

8) Expresar la solidaridad con todas las luchas en curso en el país. Impulsar un plan de coordinación de acciones, que las unifique y potencie para contribuir a su victoria.

9) ¡Aborto legal, ya! Ninguna confianza en el Parlamento. Promover acciones y campañas en todos los lugares de trabajo para profundizar la movilización de las mujeres y de todos los trabajadoreshasta arrancar este derecho. Impulsarmedidas de acción y la movilización nacional para volver a rodear el Congreso el día que se debata en el Senadoy exigir a las centrales sindicales el paro nacional ese día.¡Todos a las calles hasta que aborto sea ley!
Separación de la iglesia del Estado.

10) Repudiar todas las formas de persecución política, judicial y policial que el gobierno despliega para intentar disciplinar a la clase trabajadora, las juventudes y las mujeres. Exigimos el cese de la persecución y el desprocesamiento detodos los luchadores de las jornadas de diciembre. Por el juicio y castigo a los asesinos de Rafael Nahuel y Santiago Maldonado. Libertad a Jones Huala. Abajo el protocolo de seguridad. No a la intervención de la FFAA en la represión interna. ¡Fuera Bullrich!
Libertad a RodneyAlvarez, activista obrero preso hace siete años en Venezuela.

11) Impulsar una movilización de repudio a la reunión del G20, que se realizará el 1 de diciembre de 2018 en Buenos Aires.

12) Dar continuidad a la mesa provisoriade coordinación del sindicalismo combativo que organizo el Plenario Nacional en Lanús, sumando a los nuevos sectores que coincidan con el plan deacción y el programa resuelto.

Lanús, 23 de junio de 2018